Hoy, 1 de setiembre, Ser y Hacer de Malargüe está cumpliendo 12 años en el mundo de los medios de comunicación.

Comenzamos siendo el primer medio escrito full color del departamento. Ideamos un formato inédito para los medios de comunicación escritos de ese momento y con el perduramos, apareciendo los 1 y 15 de cada, hasta la edición 280 del 01 de julio de este año cuando el medio se convirtió en 100 % digital.

“Quien no es capaz de cambiar de opinión no es capaz de cambiar nada” dijo Churchill alguna vez y nosotros parafraseándolo decimos quien nos es capaz de cambiar sus proyectos no es capaz de crecer. No fue fácil dejar el formato papel, máxime cuando los lectores y comerciantes aún nos lo reclaman, pero nos adaptarnos a la realidad en pandemia.

Estamos convencidos, como ya lo hemos dicho, que hemos sido fieles a la misión que nos propusimos el 01 de setiembre de 2008 cuando nacimos: Un medio de comunicación social de alta valoración comunitaria que contribuye al desarrollo integral del departamento de Malargüe y la región, reflejando su actualidad política, económica, social y cultural. Además, es un vehículo de educación y referente obligado a la hora de tomar decisiones. Sus valores siguen siendo la veracidad, pluralismo, ética periodística y compromiso social. Contenidos periodísticos veraces. Reconocida trayectoria de periodistas y colaboradores. Variedad de temas y secciones. Redacción de fácil lectura. Rescate de la historia oral de Malargüe. Investigación y opinión. Vocabulario y contenido apto para compartir en familia. Excelencia de presentación y contenidos.

Desde que se dispuso la cuarentena en el país y la sociedad toda se volcó masivamente por el campo de lo digital nuestro medio ha crecido sostenidamente y más desde que el 01 de mayo lanzamos la renovación del sitio web.

Nos alegra que medios departamentales que llevaban años en este espacio hoy nos imiten, ya lo hicieron cuando nos copiaron el formato papel, y ahora adaptando nuestras mismas estrategias de llegar al público o incorporando secciones nuestras. Nos llena de orgullo que quieran ser como nosotros, eso habla que marcamos el rumbo y vamos a la vanguardia, en todos los planos.

Nuestra línea editorial se mantiene recta. Estamos convencidos que Malargüe necesita desarrollarse económicamente en el ámbito minero, turístico, petrolero, energético, agrícola, ganadero, de las nuevas tecnologías de la comunicación, pero también en lo educativo, cultural, espiritual, deportivo, sanitario y social.

Nuestro balance de estos 12 años en el ámbito de la comunicación es más que positivo. Hay un antes y un después de Ser y Hacer de Malargüe. La vista en ese después nos entusiasma cada día y nos hace soñar a cada momento para superarnos.

Estamos en una etapa de pleno crecimiento en el mundo digital. Avanzamos con pasos firmes y sostenidos en este desafío.

Crecemos gracias a empresarios, comerciantes, profesionales, entidades públicas y privadas que ven en Ser y Hacer on line un espacio de calidad y profesionalidad para publicar sus anuncios. En los miles de lectores que nos siguen, esa gente que día a día nos elige buscando la verdad antes que la primicia.

En Ser y Hacer de Malargüe hacemos periodismo para informar, formar, pensar y sentir.